IRENE ORTIZ

EL TIEMPO

Publicado el 12 septiembre 2016

A veces solo me gustaría retroceder en el tiempo y cambiar aquellas cosas que tanto regresan a mi mente cuando solo quiero dejarlas ir. Retroceder en el tiempo, volver a ese preciso instante en el que todo dio un giro inesperado, en el que todo se torció, en el que se decidió que nada continuaría en un futuro. A veces pienso como sería viajar en el tiempo, en una máquina del tiempo, superando la velocidad de la luz y verte a ti misma y decirte que no debes hacer eso, porque luego, te arrepentirás. Pero quien sabe... ¿Cambiarían los demás acontecimientos que te hicieron sonreír después? A veces pienso que es mejor dejar las cosas tal y como están, porque de los fallos se aprende, porque si pasó así, sería por alguna extraña razón, sería porque el destino nos tiene prepara una sorpresa mejor.

El tiempo es único y no regresa. El tiempo que gastas en pensar que pasó o pasará en vez de salir y actuar no regresará. Quizás, cuando llegues al borde del fin de tu mundo te des cuenta de todo lo que no hiciste y te arrepientas, y sea ese momento en el que quieras coger esa máquina del tiempo y cambiarlo todo pero... ¿Entonces habrías llegado a ser la persona que realmente eres? Deja que el tiempo corra y tu corre junto a él, sin frenos. Firme en tus pasos. Nunca dudes de hacer algo, luego puede que sea demasiado tarde y si no quieres lamentarte después de algo pasado, piensa bien antes de actuar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INSTAGRAM

twitterfacebookyoutube-playinstagram linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram